Ariel Pennisi

Contra los reduccionismos. Ariel Pennisi*

Horacio González escribe en Historia conjetural del periodismo: “El periodismo que se está haciendo no contribuye con la reconstrucción profunda del lenguaje político y lleva al apócope empobrecido de los pensamientos de los políticos que traducen en facilidad electoral lo que es complejidad de la historia”. Esta semana, el propio Horacio fue expuesto al escarnio de la simplificación. Ciertamente, su mención a la experiencia armada de movimientos políticos en la década del ’70, en una entrevista (realizada por APU), sucedida por un raid mediático escandalizado haría pensar en la reacción ideológica o el cuestionamiento vinculado a una visión historiadora. Pero el problema es anterior, ontológicamente anterior. Se trata de las condiciones de la discusión pública, de sus términos y de las potencias del lenguaje (dispositivo público por excelencia). La literalidad, por un lado, y el abuso hasta su vaciamiento de la metáfora, por otro, nos dejan con menos herramientas y, sobre todo, menos capacidad vincular. Horacio lo señala en una nota en esta misma revista, cuando se pregunta, a propósito de los exabruptos retóricos de Carrió: “¿cae desplomado en su propia vergüenza el lenguaje metafórico?” Al mismo tiempo, despunta otra tensión: lo que se puede o conviene decir o no decir, lo audible en relación a tiempo político, en este caso, afectado por la histeria electoral.

Read More
Sin categoría

Olor a jazmín: entre octubre y diciembre. Ariel Pennisi*.

En las cercanías de diciembre de 2017 el amigo Federico Levín lanzó la invitación de pensar el olor a jazmín en relación a nuestros diciembres de revueltas callejeras y agites conurbanos. No prosperó. Tal vez sea éste el momento de compartir la breve historia que surgió entonces. Justamente ahora, que, parece, no habrá diciembre porque habrá octubre. Pero de eso se trata: no marchamos con anteojeras a la repetición de lo mismo, sino que nos lanzamos a la pregunta por lo que se agita de la vida en común, otra vez. La revuelta no es una fruta de estación, tendremos nuestros jazmines, pero ya sin la referencia dosmilunera; habremos de tirar los dados nuevamente.

Read More
Back To Top